Casi completamente libre de substancias minerales, ACQUA MORELLI sensibiliza las papilas gustativas de forma insuperable, preparándolas así para una perfecta degustación del vino.

Quien sabe apreciar un buen vino puede hoy sentirse feliz en todo el mundo. La vinicultura goza en Italia naturalmente de especial importancia. Aquí se han dedicado ya muchas generaciones a esta labor de artesanía, creando año tras año vinos excelentes. La pasión por el cultivo de la vid y la vendimia está estrechamente vinculada con la pasión por aguas minerales de alta calidad – como ACQUA MORELLI.

Esto se refleja en la gastronomía. Por término medio, por cada botella de vino que se sirve, se piden dos botellas de agua mineral. Una buena razón para ofrecer, junto a un excelente vino, un agua mineral igualmente excelente. Casi completamente libre de substancias minerales, ACQUA MORELLI sensibiliza las papilas gustativas de forma insuperable, preparándolas así para una perfecta degustación del vino.

„Cuanto más neutral sepa el agua, tanto mejor acompaña al vino, ya que le deja los componentes y aromas específicos. Si dominan demasiado los ácidos o las bases, cambian la percepción del vino.”

Markus Del Monego, Master of Wine y Campéon Mundial de Sumiller de 1998
Fuente: ZEIT ONLINE del 23 de julio 2003